.

TRADUCTOR
Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.

sábado, 11 de agosto de 2018

Rostro

He visto el rostro del rey
sus ojos y su boca.
Nadie se le compara.

He visto lo más hermoso
en sus lágrimas la verdad de su corazón.
Mi corazón sabe de alegrías.

Su rostro pícaro
tiene la sonrisa más dulce.
Mis días están completos.

He visto al  rey
con su exquisita luz
la madurez le ha ungido con sabiduría.

Medio mundo atraviesa en un segundo
y me rescata  de la soledad
cuando la noche se hace apocalíptica.

Lichazul
Susurros del campo



domingo, 5 de agosto de 2018

Saudade

Qué vacías se quedan las tardes
cuánto rumor de recuerdos
este  pelo  en el viento llora
estos  ojos ansían ver a Dios

el tiempo devora lo que soy , lo que fui
y sigo sin aprender de tanto dolor
este corazón insiste en su plegaria
voz enamorada que no claudica

dónde fuiste aliento dulce
olvidaste todos los poemas
aquellas palabras bordadas a tu ausencia
saudade  anida en este  pecho .

Qué vacías se quedan las manos
en el eco de la soledad .

Lichazul
Susurros del campo

viernes, 3 de agosto de 2018

Si no lo sentencio

Oh Dios!
 llegado a este punto ya no queda más que soltar
ni dolor ni  desamor
todo lo que cacé en mis uñas dejó su adn
soy  mapa de navegantes y naufragios
no importa el juicio
lo entiendes

en-amor-es mil caricias
fáciles caricias en cualquier primavera
descubrir y conquistar esquinas
arriba o abajo y rotar una vez más
te lo dije
soy una ilusa de las que ya no se registran
pero en mi mundo cabes aún

en otro lado lo seguro suena rosa y espumante
 no digas nada
huí del patio vestida en azahares
salté la valla
y parí mis versos solitaria

héroes reyes príncipes encarné
y sigo el respiro cada día como sol
Oh Dios!
esta luna es mucha luna
si no lo sentencio , el hombre lo omite .

Lichazul
Susurros del campo

lunes, 30 de julio de 2018

Lirio en la niebla

Tengo una espina clavada
una dulce espina que duele y sangra
la he cuidado desde que asomó
con la paciencia y el ánimo

cuando la luna del espejo no refleja
solo queda el irse
 las horas se hacen filosas guadañas

mi cabeza intenta dirigir esta  tormenta del corazón
con esa razón de las canas
pero no logro acertar al centro
sus vientos arrasan con cada palabra

mis manos arrugadas ya no limpian lo sucio del día
se han quedado presas en toda emboscada
sus puños tiemblan de impotencia
como un lirio en la niebla

tengo una espina clavada con su miel y dolor .

Lichazul
Susurros del campo


miércoles, 25 de julio de 2018

Niña

Habrá que conformarse con este día
recorrerlo en sus silencios
la niña huyó del  patio con el aliento vestido de naranjas

cuántas mudanzas mecidas por el cordel
cuántas despedidas perfumadas de  lavanda

la tormenta que creías perdida
 jugaba a la escondida  de tus luceros
vamos al cielo donde las grullas velan el jardín

el temblor puede más que esa paz inventada
extraña paradoja aprendida
cuando el adiós ya ni te toca

dime niña si alguna vez la canción la tarareaste
o fue solo rumor de mi mente
cuando la serpiente abrió mis ojos.

Lichazul
susurros del campo


lunes, 23 de julio de 2018

Lo que tú quieras

Estuve flotando entre envidias solapadas
marismas políglotas 
fecundidades ignotas

me vi avanzar rasgandome el velo
y caí en ese paraíso
pobres huesos míos
no se recuperan ni se enderezan, ya no
solo esperan el destello final

mi ojo perdió su luz y su herida
cuenta definitiva hacia el daño odiado
quise respirar el vacío de mí
de par en par mi flor
solo tumultos , grotescas caricias , causticas verdades

desnuda de lo que quise
de lo que cuidé
de lo que cultivé
desnuda el deseo
en tu fraseo de paz ilusa

aprendí a mentir y lo hago muy bien
tanto como escribir lo que tú quieras.

Lichazul
susurros del campo 

martes, 17 de julio de 2018

Sed de tumultos

Desde mi esquina con mi religión goteando olvidos
todo se torna antojadizo
es un pasadizo de espera y trabajos inconfesables
perdí las llaves
mi ciencia desfallece en cada pestañeo
a veces pienso como si el mundo gritara desde un árbol

desde mi esquina mi reflejo apunta a matar
usa silencios filosos y escaramuzas desnudas de sueños
dueños son la rutina y la competencia
perdí el asombro
la cuenta es tribuna social
alcanzar la gloria no amerita
la corporación inunda mi  río
solo el frío puede nivelar tanta incongruencia

perdí la sonda
extravié la duda y la autoridad
mi cardenal dejó de florecer en esta esquina ridícula
ya nada incendia mi sed de tumultos.

Lichazul
susurros del campo