domingo, 3 de julio de 2016

Escribiente

No me salen poemas de luz ni de bondad
tampoco los de caramelo
soy un bicho pasajero en un abismo de brumas
camino y me arrastro entre sombrías siluetas
quisiera asomar mi cabeza entre campos de princesas
pero mi greda es tosca, cero resulta de porcelana
habrá que pulirse ?
habrá que vestirse como otras lunas ?
como  los contertulios de los bares con sus armaduras camufladas
para la vista de los gendarmes...
o solo dejar que este bicho testifique el lupanar humano?
andar de medio lado
con la espalda pegada al muro para no caer al pozo
foso donde las guerras fertilizan siembras
cuantos reinos allí derrocados
cuantos soldados batallones emigrantes
mil ojos y labios
todos todos , jugando al desarrollo vigente
gente y más gente de piel sudorosa
entre los vivos , entre los suspiros y los colores
bastiones de poesía dorada y soleada por los himnos y aplausos ciegos
mis giros pierden cabello
acusan la calvicie demoledora
cabezas perdedoras con kilos de betunes
estaré mejor con los atunes?
...

melodía primitiva este corazón austral
en el engranaje  mar de los escribientes.

Lichazul
entre giros y espasmos






10 comentarios:

  1. Los poemas de caramelo me repugnan.
    Además suelen ser más falsos que un billete de tres euros.

    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Contigo misma te basta, sin rendirle pleitesía a nadie.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. a veces me gustaría ser como una barbiepoética jajaja
      pero luego luego se me pasa :D

      Eliminar
  3. Difícil escribir para la felicidad. Creo que estamos perdiendo la fe en el ser humano. El mundo no aspira a ser mejor. Un abrazo. Carlos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. lo humano es plantado
      no siempre germina la semilla plantada en tierra fértil , a veces la semilla se adapta al terreno que le tocó y oras la partida salió fallida

      abrazos

      Eliminar
  4. Poemas con los que te sientas tú misma, creo que es lo más importante.

    ResponderEliminar
  5. La poesía que llega es aquella que sale del interior del poeta como la lava ardiente.
    Nada más espantoso que la poesía sin alma.

    Besos, Elisa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. sí, hay que vomitarse
      aunque después la tala sea despiadada

      besitos :D

      Eliminar

Se Apuntan al blog ...